¿En qué fijarse al visitar una vivienda?

10 detalles para fijarse cuando se visita una vivienda

Ya sea para comprar o alquilar, una visita física o virtual, hay ciertos detalles que no se deben pasar por alto, así que ojo a estas 10 reglas para que no dejes pasar nada por alto. Aunque muchos de los aspectos no se puedan apreciar durante la visita virtual, puedes ir tomando nota del resto y cuando puedas ir a conocerla lo retomas.

1. Tiempo. Es importante acudir a la visita sin prisas, las prisas son malas consejeras, y aquí necesitarás tiempo para recorrer la vivienda, analizar cada detalle del interior y conocer cómo es su entorno. Es cierto que cuando se trata de una vivienda en alquiler las cosas van con un poco más de soltura y la decisión se puede llegar a tomar en el momento, no obstante, también es importante tomarse su tiempo.

2. En compañía mejor. Si va a vivir más de una persona lo ideal es que vayan todos, en caso contrario, recomendamos la primera visita hacerla sin compañía y buscar refuerzo en alguien de confianza para la segunda visita. Hay veces que es necesario un apoyo para comprobar que la decisión es la correcta.

3. La zona. Muchas personas en el momento en que deciden comprar ya tienen una zona o barrio en mente, no obstante recomendamos informarse bien sobre cómo es, ya que cuando se compra una vivienda no se trata del interior, sino también de todo lo que le rodea. El acceso, aparcamiento, zonas verdes…

4. Fachada. Importante tener en cuenta la condición en la que se encuentra la fachada, eso te ayuda a tener una idea de si se requiere hacer alguna reforma, lo cual implica futuras derramas.

5. Probar, probar y probar… Asegurarse de que todo funcione correctamente, sobre todo en alquiler ya que es donde mayormente se deja el mobiliario. Probar no está demás, incluso en venta, puedes comprobar si la puerta del garaje funciona, que las ventanas se abren sin problema, hasta puedes echarle un ojo a las dimensiones de la escalera / ascensor en caso de haber, porque para temas de la mudanza, hay que tenerlo todo en cuenta.

6. Distribución. Este aspecto viene por defecto en la mente de cada persona que visita una vivienda, es fundamental saber si es cómoda, funcional, atractiva, si realmente es lo que necesitas y estás buscando.

7. Ubicación de las estancias. Este punto va un poco de la mano del anterior, pero veámoslo como una rama del árbol, porque aquí te proponemos que al entrar en uno de los espacios de la vivienda pienses en lo que hay fuera, es decir que hay abajo y arriba para tener una idea de si es frío o caliente el espacio, la orientación e incluso si está orientado a patio o al exterior.

8. ¿Ruidos? ¿Olores?. Que la emoción no te nuble los sentidos, abre las ventanas si no están abiertas y escucha, huele, nútrete de lo que se percibe en la vivienda ya sean ruidos u olores internos o externos.

9. Suelo y paredes, puertas y ventanas. Es importante fijarse en el tipo de material y la condición en la que se encuentran los suelos, las paredes, las ventanas y las puertas, sobretodo la principal que es la que da mayor seguridad. Aquí igualmente aplica el punto 5 de “probar, probar y probar…”

10. El horario. Es el último consejos que te damos en este blog y es uno fundamental, independientemente de la zona que se encuentre la vivienda, comercial, residencial o de ocio, visita el inmueble durante la hora de mayor afluencia, en caso de no ser posible coordinar la visita en esa hora con una de las agencias inmobiliarias de nuestro portal, te recomendamos acudir por tu cuenta y ver qué pasa en el entorno a esa hora punta.

¿Tienes en mente algún otro aspecto a fijarse durante una visita? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *